Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

«Tienen buena actitud y ganas de aprender»

Los menores no acompañados (MENAS) se han integrado bien en L’Espluga de Francolí y colaboran con las entidades del municipio y de la comarca

Alba Tudó

Whatsapp
Imagen de un mediador explicando la lección a los alumnos. FOTO: Alba Tudó

Imagen de un mediador explicando la lección a los alumnos. FOTO: Alba Tudó

L’Espluga de Francolí es un municipio de la Conca de Barberà de 3.742 habitantes. En septiembre llegaron 26 menores no acompañados (MENAS) para quedarse. Una buena noticia y un reto para el pequeño municipio. Los menores dejan atrás la familia, su país de origen y vienen para buscar un trabajo y un mejor futuro. 

L’alberg Jaume I de L’Espluga de Francolí acoge 26 chicos de entre 15 y 18 años. Algunos son sub-saharianos, pero la mayoría viene de Marruecos. Llegaron el pasado mes de septiembre y en tan solo seis meses se han integrado al municipio y colaboran con distintas entidades de la comarca. 

«Desde el primer día queríamos que se sintieran como en casa, creando un clima familiar», Ángel Murcia, Director del centro

El director del centro, Ángel Murcia, asegura que «desde el principio queríamos que se sintieran como en casa, creando un clima familiar y desde el primer día les hemos hablado en catalán». Cada uno tiene un tutor que les ayuda en todo momento. Por la mañana los chicos realizan distintos talleres: de cocina, habilidades sociales, talleres dirigidos al mundo laboral (como hacer un currículum)... 

Por la tarde juegan a fútbol, voleibol, pasean por el pueblo o hablan con sus familias a través del teléfono móvil. Los fines de semana realizan excursiones por la zona. Dos veces por semana, tres chicos van a entrenar a Montblanc al Club de Fútbol. «Al principio nos costó un poco asimilarlo, pero la verdad es que no hemos tenido ningún problema», dice el presidente del Club de Fútbol Montblanc. Cuenta que se han integrado bien. «Durante un mes vienen los mismos chicos y ahora decidiremos si vienen otros. Así se adaptan al funcionamiento», afirma el coordinador del Club Futbol Montblanc, Oriol Blavi, y añade que «tienen buena actitud y ganas de aprender». 

«La voluntad es trabajar constantemente y que se sientan integrados», Roger Òdena, Museu de la Vida Rural

El Museu de la Vida Rural de l’Espluga de Francolí hace unas semanas inauguró la exposición ‘Plàstic’, y algunos de los menas ayudaron y trabajaron para que fuese una realidad. Roger Òdena, del Museu de la Vida Rural, destacó que «la voluntad es trabajar constantemente ya que la mejor acogida es la naturalidad y queremos que se sientan integrados dentro de la sociedad». 

También tienen un huerto y quieren que se ocupen de ello. Por el momento cinco chicos ya están escolarizados, y trabajan también para que los mayores de edad puedan emanciparse, tener un piso compartido en la zona y acceder al mundo laboral. En definitiva, una vida normal. Dos chicos que están en L’Espluga de Francolí, de 17 y 18 años, coinciden en que les gusta aprender y también hablar castellano. «Quiero ser pescador. En mi país ya lo hacía y me gusta», decía uno de los jóvenes contento. 

«Quiero ser pescador. En mi país ya lo hacía y me gusta», Joven de 17 años

De hecho, se han adaptado muy bien al pueblo. El alcalde de L’Espluga de Francolí recordó que «al principio fue difícil, ya que no sabíamos si sería viable que ellos estuvieran aquí y las familias de fin de semana también», y remarcó que «ahora ya están del todo adaptados y la situación está normalizada». Lo que está costando más es tener el NIE  (Número de Identidad de Extranjero), una vez han conseguido la mayoría de edad. Por el momento la subdelegación española tarda en hacerlo entre 7-8 meses, pero desde el Departament de Treball trabajan para agilizar el proceso. «Es posible que lleguen mas chicos. En Tarragona actualmente hay 13 centros y 400 chicos», concluye el director territorial d’afers Socials, Francesc Tarragona.

Temas

Comentarios