Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

La Muralla de Tarragona: 1,27 millones de inversión en los últimos trece años

La administración local y la Generalitat tienen como objetivo final que pueda hacerse un recorrido por la parte superior

N. Riu

Whatsapp
El tramo de la muralla en Sant Antoni. FOTO: Pere Ferré

El tramo de la muralla en Sant Antoni. FOTO: Pere Ferré

Cuando en el año 2014 se presentó el Pla Director de la Muralla de Tarragona se recogieron un conjunto de actuaciones según la prioridad, que debían continuar con el trabajo realizado con anterioridad. El objetivo final que persigue el documento es que «pueda hacerse un recorrido por la parte superior, que sea visitable», según afirma la jefa de servicio de Patrimoni Arqueològic de la Generalitat, Elena Belart.

Según datos proporcionados por la administración autonómica, en los últimos trece años se han invertido alrededor de 1,27 millones de euros en el recinto fortificado. De estos, un total de 1.030.303,63 euros proceden del convenio de colaboración entre los departamentos de Cultura y de Territori i Sostenibilitat con el Ayuntamiento. Incluye principalmente la mejora de L’Hort de l’Arquebisbe y de las dos actuaciones que se han llevado a cabo en la Baixada del Roser en los años 2010-2011 y 2016. 

La Generalitat aportó más de 582.000 euros para estas intervenciones, mientras que el Consistorio sumó otros 448.000. 
Por otro lado, el Departament de Cultura ha invertido otros 247.680 euros desde 2006 que han permitido, entre otras actuaciones, la redacción del proyecto de restauración en el tramo del Col·legi Lestonnac y la elaboración del Pla Director.

Si finalmente esta cifra es superior porque el Ayuntamiento ha inyectado más dinero se desconoce ya que el Consistorio asegura que no conoce con exactitud esta cifra. Y es que la concejal de Patrimoni alega que, de forma paralela a los trabajos de conservación se están haciendo intervenciones concretas como son la limpieza de hierbas. 

Belart describe que la trayectoria de todos estos años hace que «ahora se trabaja mucho con medidas de conocimiento, anticipándonos a problemáticas concretas». No ha podido ser así en los últimos episodios de desprendimientos, los cuales atribuye a la climatología adversa que se registró a lo largo del pasado otoño.
 

Temas

Comentarios