Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Frente común para pedir que las sirenas suenen «desde el minuto cero»

El alcalde Ricomà y varios representantes del equipo de gobierno se reúnen en Torreforta con las entidades vecinales, que exigen que se informe de los incidentes mediante el móvil

OCTAVI SAUMELL

Whatsapp
El alcalde Pau Ricomà, este martes, durante el encuentro con las entidades vecinales. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

El alcalde Pau Ricomà, este martes, durante el encuentro con las entidades vecinales. FOTO: ALFREDO GONZÁLEZ

Las asociaciones y federaciones de vecinos escenificaron este martes ante el gobierno municipal un frente común para exigir a las administraciones públicas que las sirenas de emergencia química deben activarse «desde el minuto cero» en caso de accidente para que, posteriormente, «ya se hagan las valoraciones técnicas pertinentes». Esta es la principal conclusión que se extrae de la reunión que, ayer por la tarde, mantuvo el ejecutivo local con medio centenar de líderes vecinales en el Centre Cívic de Torreforta.

En el encuentro –que se alargó por espacio de dos horas– estuvieron presentes, por parte del gabinete de la Plaça de la Font, el alcalde Pau Ricomà y los concejales Xavier Puig, Manel Castaño y Carla Aguilar–Cunill, mientras que entre las entidades se pudieron ver, entre otros, residentes del Serrallo, Part Alta, La Móra-Tamarit, Port, Rodolat del Moro, Sant Salvador y Torreforta, además de las tres federaciones –Segle XXI, FAVT y Llevant–.

«Más formación e información»

Durante la primera parte del encuentro fueron los concejales los que explicaron a las entidades los pasos que se han dado desde el día del accidente –el 14 de enero–, anunciando que el Consistorio se personará en la causa judicial y recordando la declaración institucional aprobada a finales de enero en el pleno municipal, además de haber puesto a disposición un número de teléfono a para recoger las quejas por los desperfectos. Carla Aguilar detalló también que se ha impulsado asistencia psicológica, así como la opción de ir a viviendas temporales para los ciudadanos que no pueden volver a su casa.

Durante la reunión, los asistentes pidieron que se exija más información a las empresas de los polígonos y que la toma de decisión vuelva al territorio. «La reunión ha sido muy positiva. Queremos que las sirenas suenen desde el minuto cero», afirmó Íngrid Martínez, de la Federació de Veïns Segle XXI, quien se inclina por la puesta en marcha de una mesa de trabajo en la que hayan las federaciones vecinales, los sindicatos, la AEQT y el Ayuntamiento.

De manera parecida se expresaba la presidenta de la Federació de Veïns de Llevant, Gemma Fusté, quien pide «un refuerzo de formación y de información a la ciudadanía». La también presidenta de la Associació de Veïns de Ferran considera que «es inadmisible que mucha gente no sepa lo que debe hacer en caso de que suenen las sirenas». De hecho, advierte de que si el día de la explosión estas se hubieran activado, «mucha gente no se hubiera confinado, sino que se habría ido rápidamente de la ciudad». Fusté también ve «inadmisible» que el Ayuntamiento «no sepa qué ha sucedido hasta una hora después del accidente».

Finalmente, Pere Gomés –de la Associació La Móra–Tamarit– detallaba que «es necesario exigir más transparencia a la industria química y que se revisen los protocolos», a la vez que reivindicaba que «debe impulsarse desde ya la información mediante los teléfonos móviles».

Comentarios

Lea También