Emociones transformadas en arte

Exposición. La Associació Reusenca d’Artistes organiza una muestra colectiva con pinturas, esculturas y fotografías

Sílvia Fornós

Whatsapp
Toni Ramírez es el presidente de la Associació Reusenca d’Artistes. Foto: Fabián Acidres

Toni Ramírez es el presidente de la Associació Reusenca d’Artistes. Foto: Fabián Acidres

La censura, la rabia, la soledad, las autolimitaciones o el orgullo de pertenecer a una ciudad como Reus son algunas de las emociones que diez artistas de la Associació Reusenca d’Artistes (ARA) han transformado en obras de arte, y que forman parte de una muestra colectiva en la Biblioteca Central Xavier Amorós. Juan Marín Aragón, Lluís Sánchez Abelló, Toni Ramírez, Sisco Prunera, Rosa Virgili Abelló, Fina Alonso, Ana Mª del Río Lema, Sonja Peeters, Esteve Juvenal Sansó y María Naranjo son los creadores que colaboran en la exposición, donde se pueden ver pinturas, esculturas y fotografías alrededor de la temática Emocions. En total, se exhiben una treintena de creaciones y la exposición se puede visitar hasta el 4 de noviembre, en horario de 10 a 14 horas y de 15 a 20 horas, de lunes a viernes, y de 10 a 14 horas los sábados.

«La idea de impulsar la exposición surgió de la necesidad de descorchar el miedo como consecuencia de la pandemia, y no esperar a que todo pase, para arrancar de nuevo el circuito de exposiciones que había quedado parado», asegura Toni Ramírez, presidente de la entidad.

En la exposición ‘Emocions’ se exhiben una treintena de obras de diez artistas. Foto: Cedida

La Associació Reusenca d’Artistes, que cuenta con más de 17 años de historia y 257 socios, tiene como objetivo promover y difundir las artes plásticas como elemento natural en la vida de Reus. «De todos los socios, una treintena somos los que estamos activos y la entidad está configurada en un 95% por pintores, y el 5% restante son escultores y fotógrafos», explica él mismo.

De la exposición, Toni Ramírez resalta que «es una muestra ecléctica porque bajo el título de Emocions se engloba todo. Fruto del confinamiento cada artista creó unas obras y luego pensamos que, bajo el paraguas de las emociones, podríamos englobar las creaciones, entre las que hay algunas de introspectivas, otras realistas, surrealistas, abstractas…».

Sobre el porqué ha sido importante para los artistas poder expresar, a través de la exposición, los sentimientos y emociones surgidos durante el confinamiento, el presidente de la Associació Reusenca d’Artistes recuerda que «la gente que escribe se expresa a través de las palabras, y los artistas a través de las obras». En este sentido, añade que «todas las obras tienen una interpretación y son subjetivas, y a veces cuesta entender a simple vista qué significado tienen, ya que lo ideal es que el artista explique qué pensaba en ese momento». Por esta razón, cada creación va acompañada de una ficha en la que el artista resume su intención, pero después «será el espectador el que hará su propia interpretación».

Detalle de una de las obras de la exposición. Foto: fabián acidres

El pintor Lluís Sánchez Abelló, que en la exposición presenta dos cuadros bajo el título Energia quàntica creadora, destaca que «el valor de la exposición es que cada uno de los artistas presenta su manera de ver las cosas».

En este sentido, el artista también asegura que «para mí, el proceso de pintar no es coger los pinceles y la pintura y ponerme a pintar, funciono de otra manera. La inspiración llega en cualquier momento y no tengo ninguna prisa».

Por su parte, la escultora Ana María del Río Lema presenta la obra Sapiens, un busto tallado en un tronco piñonero. «Los humanos nos hemos creído que somos superiores y que el planeta está a nuestra absoluta disposición, e ignoramos que formamos parte de él y que lo estamos destruyendo con nuestras acciones», afirma la artista.

En el ámbito de la fotografía, Esteve Juvenal Sansó exhibe Lectura de murs, un conjunto de tres fotografías que «no es otra cosa que la observación de paredes de nuestro entorno; calles que forman parte del paisaje urbano y cotidiano a las que no les prestamos ninguna atención».

Escultura, pintura y fotografía son las disciplinas artísticas que aglutina la muestra. Foto: Cedida

Cotidianidad

Como pintor, Toni Ramírez ha querido representar que «las personas somos capaces de todo pero no conseguimos la mayoría de nuestros objetivos porque nos bloqueamos por nuestras inseguridades y complejos. Vemos limitaciones y barreras donde realmente solo hay oportunidades». En este sentido, en la muestra exhibe dos cuadros inspirados en los cuentos Pinocho y Ricitos de oro, pero adaptados a una versión artística para adultos.

Por último, el presidente de la Associació Reusenca d’Artistes resalta que «la exposición es una manifestación que reivindica el arte como algo cotidiano, como una forma de exteriorizar los sentimientos y liberarlos».

Temas

Comentarios

Lea También