Las secuelas peligrosas de la Batalla de l'Ebre

La Guardia Civil destruye una granada de mortero y dos granadas de mano de la pasada guerra civil

Diari de Tarragona

Whatsapp
FOTO: Guardia Civil

FOTO: Guardia Civil

Agentes del Equipo de Desactivación de Explosivos (EDEX) de la Guardia Civil de Tarragona, durante el pasado fin de semana procedieron a retirar y destruir un proyectil de mortero y dos granadas de mano de la guerra civil española.

El primer descubrimiento lo hizo un agricultor, cuando se encontraba realizando labores agrícolas en una finca de su propiedad en Bítem, pueblo adscrito al municipio de Tortosa y el segundo hallazgo lo hizo un vecino cuando practicaba senderismo por la Sierra de Santa Madrona del término municipal de Gandesa.

Así una vez la Guardia Civil tuvo conocimiento de estos hechos el Equipo de Desactivación de Explosivos y NRBQ se puso en contacto con las personas que realizaron el descubrimiento, trasladándose seguidamente hasta el lugar de los hallazgos.

Proyectil de la guerra civil. FOTO: Guardia Civil

Una vez comprobado en el lugar, en la finca agrícola de Bítem se encontraba un proyectil de mortero modelo valero de 81 mm, sin espoleta pero con carga; el segundo hallazgo correspondía a dos granadas de mano, 1 tipo bola de cama y otra universal de la pasada guerra civil, que no habían llegado a explosionar, encontrándose en muy mal estado de conservación, por lo que en un paraje cercano al hallazgo, tras tomar las medidas de seguridad necesarias, se procedió a su destrucción.

La celeridad con la que actuaron los especialistas, evitó la explosión involuntaria e incontrolada de uno de los artefactos.

Tarragona, y concretamente la zona de las Terres de l'Ebre es una de las muchas afectadas en el conflicto de la pasada guerra civil, ocurre con frecuencia que aún en nuestros días son hallados por algún ciudadano artefactos, proyectiles y municiones utilizados en dicha batalla, considerando oportuno informar a la ciudadanía de como actuar cuando se localice alguna pieza de las mencionadas anteriormente.

En algunas ocasiones, por parte de los ciudadanos que localizan algún tipo de artefacto, lo manipulan o lo trasladan en su propio vehículo. Esto es lo que nunca se debe de hacer y hay que evitar, situaciones que puedan poner en peligro nuestra vida y la de los demás, pensando que se obra con la mejor intención, pero sin los debidos conocimientos y medidas de seguridad en el tratamiento de explosivos.

Hay que tener en cuenta que este material sigue en la mayoría de los casos conservando las propiedades explosivas para las que fueron fabricados, independientemente del aspecto exterior que tengan y que den lugar a deducciones erróneas de que su manipulación carece de riesgo o peligro.

A continuación se detallan una serie de medidas o consejos sobre la forma de actuar antes tales situaciones:

  • No manipular ni mover el objeto sospechoso.
  • Señalizar el lugar del hallazgo a fin de no olvidarse del sitio.
  • Comunicar el hecho por el medio más rápido a las autoridades competentes para que se desplacen al lugar del hallazgo.
  • Permanecer en el lugar hasta la llegada de la patrulla policial evitando que alguien pueda acercarse al mismo.
  • El artefacto será retirado por personal especializado para evitar cualquier tipo de accidente.

Temas

Comentarios

Lea También