Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Tres jóvenes, un pasamontañas y dos robos en comercios de Vila-seca

Policía Local y Mossos interceptan a tres jóvenes de Tarragona de 20 y 21 años acusados desvalijar la caja registradora de una carnicería e intentar un robo con fuerza en una tienda de bricolaje

Jordi Cabré

Whatsapp
FOTO: DT

FOTO: DT

Tres jóvenes de 20 y 21 años de edad y con domicilio en Tarragona fueron sorprendidos en la madrugada del domingo en Vila-seca cuando se marchaban tras forzar supuestamente dos persianas de dos locales comerciales, uno ubicado en la calle Requet de Fèlix y el otro en la calle Tenor Josep Forasté.

Los tres acusados fueron vistos por una patrulla de la Policía Local, que en colaboración con una dotación de Mossos de paisano, conocidos como Fura, pudieron confirmar que los tres habrían sido los presuntos autores de un robo con fuerza y otro en grado de tentativa.

Los hechos se remontan poco antes de las 5 de la madrugada del domingo 15 de septiembre, cuando Mossos informaba a la Policía Local de Vila-seca de que había una tienda con la persiana levantada en la calle Requet de Fèlix, concretamente se trataba de una carnicería.

La patrulla local, mientras se dirigía a la dirección de la carnicería con la persiana sospechosamente levantada, se cruzó con tres jóvenes que iban de camino hacia la estación de tren de la ciudad. Pasaron por su lado y siguieron su camino hacia la calle Requet de Fèlix.

Tras llegar a la carnicería y comprobar que había sido forzada por un mínimo de dos personas, además de que se había vaciado la caja registradora situada en su interior, la Policía Local dio media vuelta en busca de los tres jóvenes, mientras que Mossos custodiaba el comercio abierto.

Tras localizar de nuevo a los tres sospechosos, se les pidió la documentación y se les registró una mochila que llevaban, encontrando monedas, una sudadera y un pasamontañas escondido en su interior.

Mientras se registraba a los jóvenes y se les miraba su hoja de antecedentes (ya estaban fichados por robos), una segunda patrulla de la Policía Local localizaba otra tienda con la persiana abierta y la puerta principal dañada, en este caso se trata de un comercio especializado en bricolaje.

En este segundo comercio de Vila-seca se utilizó un destornillador para intentar forzar la puerta de acceso tras abrir por la fuerza la persiana, pero a diferencia de la carnicería, los autores no lograron acceder en su interior.

Mientras seguían retenidos los tres jóvenes, una patrulla de Mossos de paisano localizó dos destornilladores tirados en el suelo que podrían haberse utilizado para forzar la puerta de la tienda de bricolaje (según las marcas y muescas fotografiadas).

Además, la tienda de bricolaje está de paso entre la carnicería de la calle Requet de Fèlix y la estación de tren, adonde se dirigían los tres jóvenes tarraconenses.

Ante la denuncia de la ausencia de 30 euros en monedas que habían desaparecido de la carnicería, los dos destornilladores sospechosamente tirados en el suelo y el pasamontañas de la mochila, tanto Mossos como Policía Local consideraron que los tres jóvenes eran sospechosos y se les acusó de un robo con fuerza y otro en grado de tentativa, quedando los tres detenidos.

Temas

Comentarios

Lea También