Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Fracasa la moción de ERC en Salou con su propia incomparecencia

Los cuatro concejales republicanos no se presentaron al pleno urgente solicitado por ellos mismos en la moción sobre la sentencia del 'procés'. La iniciativa acaba siendo rechazada de de forma mayoritaria

Eduard Castaño

Whatsapp
Fracasa la moción de ERC en Salou con su propia incomparecencia

Fracasa la moción de ERC en Salou con su propia incomparecencia

Surrealista o kafkiano. Parece difícil entender la situación vivida hoy en el pleno municipal extraordinario de Salou. 24 horas antes habían sido los cuatro concejales de ERC y los dos de Junts per Catalunya los que habían solicitado una sesión plenaria urgente para mostrar su rechazo y en respuesta a la sentencia del Tribunal Supremo, ademas de solicitar la amnistía "para los presos políticos y en defensa del derecho de autodeterminación".

Sin embargo, fueron precisamente los cuatro concejales de ERC los que no acudieron al pleno, alegando que la jornada de hoy "era de huelga general". "¿Es que eso no lo sabían un día antes?", les espetaron desde sectores del PP y de Ciudadanos a lo largo de la sesión. 

No fueron las únicas ausencias, porque ni el alcalde ni el concejal de Serveis Generals (que se hallan en Benidorm, el primero en la Alianza de Municipios Turísticos y el segundo en una jornada sobre turismo y smart cities) tampoco pudieron estar presentes.

Tras una primera votación para saber si finalmente se celebraba el pleno, la moción salió adelante con el voto favorable de todos los concejales presentes. Y, tras los diferentes discursos de cada formación, la moción fue rechaza de forma abultada, con 2 votos a favor (Marc Montagut y Héctor Maiquez), 2 abstenciones (Julia Gómez y Xavi Montalà, ambos de Sumem per Salou) y 11 votos en contra (5 del PSC, 4 de Ciudadanos, 1 del PP y otra de Pedro Madrona, de Sumem per Salou).

El enfado e indignación en las filas de Junts per Catalunya era notable e, incluso, algún dirigente de esta formación llegó a apuntar que "nos han dejado tirados. Es incomprensible".

Fueron 38 minutos de debate y exposiciones en los que Marc Montagut fue el encargado de defender la moción, que inicialmente iba a ser debatida en la sesión plenaria del próximo día 22, pero que terminó haciéndose de forma urgente.  

Temas

Comentarios

Lea También