Este sitio web puede utilizar algunas "cookies" para mejorar su experiencia de navegación. Por favor, antes de continuar en nuestro sitio web, le recomendamos que lea la política de cookies.

Puerta a puerta para detectar casos de pobreza energética en Reus

La ciudad pone en marcha una prueba piloto en la barrio Horts de Miró que contará con la colaboración de los vecinos

Carla Bergadà

Whatsapp
Presentación del proyecto A-porta. FOTO: Ajuntament de Reus

Presentación del proyecto A-porta. FOTO: Ajuntament de Reus

El Ayuntamiento de Reus aprobó a finales de enero una moción para elaborar un protocolo de actuación para detectar aquellos pisos con conexiones ilegales. Un documento, además, que incluiría aquellas acciones necesarias para evitar accidentes y para que los servicios sociales actuaran en los casos relacionados con la pobreza energética. El consistorio ya explicó que el protocolo empezaría en un barrio de la ciudad como prueba piloto, que es precisamente el proyecto que se ha presentado este martes: el A-porta.

Seis 'picapuertas' se formarán durante las próximas semanas sobre pobreza energética para después ir puerta a puerta a ver a los 500 vecinos que conforman la prueba piloto. Serán seis personas que habitan en la zona y que trabajarán bajo las órdenes de un coordinador que hará jornada completa en el Centre Cívic Llevant. Durante las visitas, asesoraran a las familias sobre cuestiones como el estado de los contadores, el ajuste de consumo a las necesidades reales o el aislamiento de las viviendas.

El A-porta servirá, además de para revisar los suministros energéticos y encontrar la manera de ahorrar en las facturas, para hacer una radiografía de la situación general de los vecinos e informarlos de las ayudas que pueden solicitar para acabar con la pobreza energética. Además, si durante las visitas se detectan empalmes ilegales, se trabajará de forma conjunta con Serveis Socials. El proyecto en Horts de Miró acabará en julio.

Detectar más casos

"No tenemos un censo, no tenemos una detección de todas las personas en situación de pobreza energética. Es un problema, tenemos una Taula de Pobresa Energètica que nos ha servido para tener más conocimiento pero es evidente que no lo conoces si no te llega", ha detallado la regidora de Benestar Social, Montserrat Vilella. Los datos que tiene el Ayuntamiento sólo llegan a través de Serveis Socials, "si no vienen a pedirnos ayuda, no podemos conocerlo", ha explicado Vilella. Ahora, en julio, el consistorio podrá saber cuántos casos hay exactamente en Horts de Miró y, cuando el proyecto llegue al resto de la ciudad, conocerá definitivamente cuántos hay en total.

Temas

Comentarios

Lea También